MÁS QUE UN ROBO ES UNA INDECENCIA

MÁS QUE UN ROBO ES UNA INDECENCIA

Por Lázaro Candal

Una verdad como una casa, queridos amigos, así como Sport titula El robo del siglo y el gran Chilavert sostiene que El Madrid es la mafia del fútbol, y la  prensa mundial se multiplica en criticar al árbitro como el verdadero autor de la clasificación del Real Madrid. En la televisión Gol hicieron una encuesta sobre el penalty y el setenta por ciento señaló que No fue penalty. Y el treinta por ciento que sí. Luego de esta  descarada pena máxima, uno se da cuenta, perfectamente que nunca estuvimos equivocados con todos esos favores al cuadro merengue, no solamente en España sino también en Europa. Dios mío, que barbaridad. Que falta de respeto a la honestidad y a la decencia, ganar de esta forma. Por eso más que un robo fue una indecencia.
En los dos diarios deportivos de Madrid salió una foto en la que Guti y Arbeloa se mueren de risa y satisfacción por la caída del Barcelona en Roma, sobre todo la cara de Guti es asquerosa por lo destripadora y mal intencionada y despreciable que es. Ahí te das cuenta de por que los catalanes no quieren ser españoles, aunque Guti no represente al Madrid pueblo, buena gente honesta, no tipos de esta estirpe. De todas formas me gustaría decirle a Guti, luego de su alegría y desprecio, la gran diferencia que hay entre el Madrid y el Barcelona. El cuadro catalán, perdió, como si no pasara nada. Con calidad aceptó su derrota. Y vale más saber perder de esa forma que robar un partido de una manera tan asquerosa porque, sin duda, eso no honra a nadie, más bien lo deshonra.
Es increíble, como Lucas remata con el pecho, cayendo sin que le empujara nadie cuando la pelota sale rebotada de su pecho, el jugador rival, llega y le trata de quitar la pelota que se iba mansamente para Buffon, mientras el jugador merengue se lanza al suelo como si lo hubieran empujado, que es mentira, pues apenas lo toca por el movimiento para meter la pierna alrededor del contrario.  Cuanto ya había perdido la pelota. Minuto 93 llegando al 94 y penal. Mamaíta querida. El Madrid no  quería la prórroga y Zidane lo sabía, porque se los había dicho. Y así fue. El penalty  más largo del mundo, como dijo un diario para que ganara el cuadro madrileño.
Estuve viendo hoy mismo las declaraciones de José María García y, es verdad, el palco del Madrid es una millonada. Lo que dice el que fuera el mejor periodista de España durante años y años en el mundo deportivo, lo que señala del palco y del presidente del cuadro merengue, la madre que me parió. Precisamente, antes del juego. Aunque ya antes leí otras muchas entrevistas y tiene razón, el asturiano, creo que el asturiano sabe, de esos miles de millones que ha ganado el presidente de los merengues, de una forma de otra, vaya usted a saber, tienen incidencia en ese cúmulo de negociaciones que se inician ya ustedes saben dónde. El asturiano nunca mintió.  

BERNABÉU ECHÓ A MILLÁN ASTRAY DEL PALCO

Es por eso que, después de visto lo visto, y teniendo en cuenta lo que va de ayer, cuando mi equipo querido era el Madrid, a hoy, a propósito del palco, les voy a contar una historia de la grandeza de don Santiago Bernabéu y su respeto al palco. En años de la dictadura, el General Millán Astray, autor de aquella frase Viva la muerte y muera la inteligencia, al que le faltaba un ojo y un brazo, además de ser jefe y fundador de la falange española, iba de vez en cuando al Bernabéu, al palco presidencial exterior.
A Bernabéu no le hacía gracia verlo, pero como había butacas vacías lo dejaba. Un acompañado de un legionario. Y se sentaba en el palco cubierto, detrás del palco principal.
Un día, a Millán Astray le presentaron a una señora estupenda, esposa de un diplomático, la besó y por poco no se arma una escena violenta. Bernabéu, a la vista de lo visto, ordenó cerrar ese palco y que no entrara nadie nunca más. Al domingo siguiente Millán Astray volvió al palco, pero no lo dejaron entrar. Le vino tremenda arrechera, llamó a dos legionarios y se fue al palco presidencial a amenazar al presidente del Madrid y, como éste no le hizo caso, le gritó: “Lo desafío a un duelo con pistola, avanzando hasta tres metros de distancia y haciendo fuego ahí mismo”. Bernabéu se lo dijo al General Moscardó, Delegado Nacional de Deportes y éste se lo comunicó al General Muñoz Grandes, que era Ministro del Ejército y este le dijo a Bernabéu: “ No se preocupe, don Santiago, si quieres mandarle una entrada a Millán para que vaya al fútbol, se la envías, pero nunca podrá  ir al palco del Real Madrid, porque es un palco particular, no un palco oficial”. Igualito que ahora, siempre lleno de presidentes y ministros del gobierno, además de otros funcionarios de postín. Es decir, que  antes, con Franco y todo era, particular  y no  se  hacían negocios, como dice José María que se hacen ahora que,  pareciera oficial. Que despelote.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .