El Alcalde pudo más

EL ALCALDE PUDO MÁS

Por Lázaro Candal

alcalde

Por lo menos es lo que uno piensa, luego del tremendo revuelo armado durante la tarde y noche del pasado sábado en la ciudad de Vigo, en donde una tremenda borrasca echó a perder una de las tribunas del Estadio de Balaídos, terreno de juego del cuadro gallego. El Celta que no jugaba y el Madrid que sí.

Todo se inicia con el consecuente prólogo que se antepone a los hechos consumados. Resulta que el Madrid tenía que jugar en ese terreno el domingo a las 8,45 contra el cuadro vigués. Ocurre que el miércoles el Celta se tiene que medir contra el Alavés en Vitoria en el segundo juego de semifinales de la Copa del Rey, luego que el primero, realizado en la ciudad viguesa, terminó con igualada a cero goles.

El técnico del Celta, Berizzo, que había eliminado al Madrid la semana anterior, adelantó que en este juego pondría a jugar al equipo B, porque el miércoles contra el Alavés tenía que ganarle o empatarle a más de un gol para poder llegar a la final de Copa. El Madrid vio el cielo abierto, porque de esa manera podría ganar fácilmente en Balaídos.

Pero el tiempo, que malo fue con los merengues, se incomodó y armó tremenda borrasca. Echando a perder la tribuna. Ahí mismo, el alcalde sentenció que el partido se suspendía, después de que un comité con las autoridades competentes, además del Jefe y Gerencia técnica de los Bomberos, luego de ver los estropicios, decidieran que era un peligro para los aficionados ir al estadio con semejantes boquetes en la tribuna.

Claro, el Celta estaba feliz porque el miércoles podía ir tranquilo a jugar, sin haberse medido al Madrid, pero el cuadro merengue armó tremendo despelote, porque eso lo perjudicaba, además de no tener fecha para jugar, con un partido pendiente todavía con el Valencia.

Se movió hasta políticamente, con la Federación, la Liga Profesional y otros organismos para jugar el partido qué, lógicamente, lo perjudicaba mucho en todos los aspectos. Pero el tiempo traía borrascas mal intencionadas, y a las diez de la noche del sábado, el alcalde pudo más: “no se juega”.

Y no se jugó. El que si se jugó fue el juego entre el D. Alavés y el Celta en Vitoria. El cuadro gallego que en esta semifinal aparecía como favorito, terminó eliminado merecidamente. Su fatal desenlace nació precisamente en su primer juego, en Balaidos, en donde no supo sacar provecho, sobre todo en la primera mitad de su mayor dominio y ocasiones de gol. Sin embargo, en Vitoria el cuadro vigués bajó mucho, en pretensiones de juego y más que nada en ocasiones de gol. Los vascos se fueron de frente desde el inicio, defendiendo y atacando con todo y a diez minutos escasos del final lograron, gracias a Méndez, el gol del triunfo y de ir a la final ante una defensa que dio demasiadas facilidades.

El Celta había hecho una gran campaña copera, mejor que el rival, sobre todo luego der eliminar al Madrid. Pero este Celta de Vitoria fue una derrota. Fue una lástima porque su afición se lo merecía que, por cierto fue muy respetuosa con todo y la derrota.

PARADÓJICO:

En internet, un seguidor del Madrid señalaba que, en el último córner que lanzó el Celta, acudió al remate el Alcalde de Vigo. Como chiste o anécdota es gracioso, pero se nota que en el fondo a los merengues todavía les duele.

LAMENTABLE

Los medios madrileños contra el Barsa porque el cuadro catalán llegó a la final luego de que los colchoneros empataron a un gol en el Nou Camp. Increíble como le cayeron encima a los azulgranas y como culparon al juez porque no pito el gol injustamente anulado a Griezman, por supuesto fuera de juego. Algo que no escribieron en el Calderón cuando anotó el gol, gracias a que Koke agarró a Suárez descaradamente.

QUE LE DIO UN BAÑO

Claro que le dio un baño, lo dominó una hora y diez minutos en todo el juego. Pero no por fútbol o juego, sino por los fallos absurdos del rival, que jugó sin tres hombres en el medio campo todo el partido. Además de que en ningún momento opusieron ni fútbol, ni ganas de fútbol ni entendimiento. Solamente su arquero y Messi con Suárez estuvieron en el campo. Y el Atlético ni siquiera ganó. De que puede presumir, con esas facilidades; no aprovecharse de que no tuvieron contrario, si los malos fueron ellos por no saber ganar. Y el juez que expulsa a dos jugadores rivales, dos y a ellos tan sólo a uno y, ni con eso. Y el fuera de juego no lo anuló el árbitro, porque éste estaba y estuvo a favor del cuadro atlético todo el juego, permitiendo faltas, codazos, la no expulsión de Felipe Luis, y por si fuera poco a Suárez lo expulsa injustamente porque se la tiene dedicada, un impostor ese mal árbitro. El gol anulado lo provoca el juez de línea porque el árbitro no pudo, sino sería el primero en pitarlo. No sé de qué habla Simeone de los árbitros, cuando él impuso en su equipo un fútbol de patadas, codazos, piscinazos, como nunca antes en su historia había practicado un fútbol tan anti fútbol y abusador el equipo colchonero. A llorar al valle.

CIERTO:

La caída de juego del Barsa en el medio campo es que no tiene hombres que valgan para imponerse en esa zona: a Rakitic ya le llegó la hora de ser suplente, Suárez y Gomes no están para aguantar el trabajo de media cancha, pero nada, nada. Ardá es un mentiroso, con cuatro toques, pero no disputa un balón y está siempre a las galdidas, fuera. La marcha de Alves fue dramática, pues ahora necesitan, urgentemente un macho como lateral derecho. Umtiti no puede regalar tantas pelotas. Iniesta no puede bajar a defender, porque no sabe. Tienen que ponerle un muro a su lado, además de Busquets, pero éste en forma. Corren peligro para la próxima temporada si no cubren esas posiciones, pues el tridente de arriba ya se empieza a cansar, pues hasta tienen a veces que bajar a defender y eso limita su proyección ofensiva. Por favor, respeten a los que les dan consejos para beneficiarlos y no para sacarles provecho. En el fondo, L.E. busca que no se le cansen, veremos.

KEYLOR NAVAS:

Jugué tres años en el fútbol profesional costarricense. Tres años, cuando el Saprissa era la selección de Costa Rica, porque todos eran unos fenómenos. Una maravilla. Era el Barcelona de hoy jugando y tocando. Su arquero, el Flaco Rodríguez un fenómeno. Y nunca lo vi, ni a él ni a ningún otro jugador de Costa Rica agredir con balonazos a los periodistas. Nunca. No sé en qué país aprendiste esa falta de respeto a quienes trabajan para que vivas bien y mejor y sobre todo, más mejor de lo que mereces, dándotelas de macho, agrediendo con balonazos a los únicos que te dicen la verdad como persona y deportista en tu vida. Acabas de ensuciar al fútbol tico.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.