Hoy es siempre todavía

Hoy es siempre todavía

messi-espanol

Verdad que sí, que hay que recordar a Machado. Dicen los argentinos que Messi fue un poema con su fútbol ante el Deportivo Español, y claro, uno piensa, porque es obligatorio pensarlo, que Lionel Messi ya nació poema, porque solamente un poeta del fútbol como es él, nos puede regalar tanta poesía, tanto poema, tanto arte, tanta filosofía escondida en una mente tan fresca de grandeza, de genio, de talento, de honestidad, porque hasta es honrado jugando al fútbol, un deporte hecho para vivos y ratoneros. Dios mío.

Y eso es un día sí y otro también, porque desde que apareció en los verdes escenarios para proyectar sus versos, para regalar sus poemas, no para, no descansar de regalarnos golosinas, disfrazadas de un sabor especial por el gusto que tienen para sentirnos tan satisfechos. Por eso tengo que recurrir a esa socorrida frase del gran Machado Hoy es siempre todavía. Y, claro que es siempre, porque no se cansa nunca de hacernos felices, de enseñarnos lo que es fútbol. La riqueza de su juego para jugarlo con sus compañeros, para enriquecerlos y enriquecerse, porque siempre es el primero en buscar la ricura de la jugada, o del juego, o de la asistencia, o del gol. De todo, la madre que me parió.

Dice, con un gran criterio y sentido deportivo del espectáculo, el buen técnico del D. Español, Quique Sánchez Flores: “A Messi le caen a patadas continuamente, para frenarlo. Le dan, se cae, se levanta y no protesta”. Y se queda admirado el técnico. Porque además no protesta nunca. Baja la cabeza, calla, mira y vuelve a empezar como si nada hubiera ocurrido. Y por eso mismo pienso: ¿Qué pensará el agresor? No quiero ni pensarlo porque lo dejaría preocupado, si para frenar a un rival tiene que ir buscarlo provocando la agresión como fundamento, ya está denunciando su lamentable función como profesional del fútbol cuando para quitarle la pelota al rival tiene que recurrir a la violencia. Increíble. Hubo un medio y finalmente defensa, el alemán Beckenbauer, que le quitaba la pelota a los contrarios sin tocarlos, con una limpieza absoluta. Aquel duelo, del 74 que lo viví porque lo narré: Alemania-Holanda o mejor dicho Beckenbauer-Johan Cruyff fue una poesía de grandeza y respeto futbolístico entre dos monstruos de este deporte. Dos poetas.

Lionel nos vino a enseñar, sobre todo, algo que fue mi denominador común en el fútbol y es el pensamiento: Enseñar es aprender, que me ha valido de mucho a largo de mi carrera profesional como periodista. Y es que el argentino Messi no solamente nos enseña a jugar, sino también a aprender lo que es este deporte, aunque para mí la mayor satisfacción la entienda cuando este mensaje que nos ofrece quién mejor los entiende son los niños, son los chamos, los chavales, nadie mejor que los muchachitos lo disfrutan y van aprendiendo, aunque sea a su estilo, las grandezas y maniobras poéticas que dibuja con el balón dentro del pie, como muy bien lo dijo Galeano. Así como Maradona llevaba la pelota pegada al pie, Messi necesariamente la lleva dentro del pie. Y no es la impresión que le ofrece a los chamitos, sino que nos la ofrece a todos.

Recuerdo a un futbolista argentino que en la década del 50, jugó en el Deportivo de La Coruña. Se llamaba Rafael Franco. Era de Rosario, como Messi, jugó en Newells el equipo también de Messi. Y jugaba igualito que Messi pero con la derecha. Le pedía la pelota al arquero coruñés, Acuña, que se la daba con la mano, y ahí mismo empezaba a sentar contrarios, habilidad, técnica, clase, fútbol, todo. Fue el primer Messi que tuvo el fútbol. Hizo grande, mucho, al Deportivo. Fue un espectáculo en España. De veterano terminó en Venezuela como entrenador. Fue un gran maestro, el primero que tuvo Venezuela por lo mucho y bien que enseñó. Gran tipo además y su fútbol no se escondió, porque ahora, al ver a este Messi me lo recuerda. Claro, con la correspondiente diferencia de que han pasado setenta años. Y el fútbol cobró una enorme potencialidad física, además de técnica, además de pujante. Pero es una realidad viviente de que las escuelas no mueren, se trasladan de una a otra época aunque pueda existir alguna diferencia. Pero, es precisamente la igualdad la que establece la diferencia: dos hombres son iguales, pero uno es más alto que el otro, uno es blanco y otro es negro, uno es flaco y otro es gordo.

Quién sabe si dentro de veinte años o más, o menos, aparece otro parecido a Messi que, por cierto, también tiene cierto parecido con Maradona, aunque Diego, como me decía su técnico, Antonio D’Accorso, gran técnico, me respondió que Diego era más hombre, sobre todo cuando el juego se ponía bravo. Pero más allá de todas estas comparaciones, hay algo que no se puede negar, y es que Lionel ha llegado a lo máxi tanto ha llegado que se puede permitir el lujo, aunque a él no le guste precisamente este orden social, sino la modestia y sencillez de ser espontáneo, de dejarse llevar por la improvisación, de llegar a hacer jugadas y diabluras que él mismo es el primero en sorprenderse y asustarse de lo que hizo. El gran jugador gallego, Luis Suárez, ex jugador del Barsa, del Inter de Milán, el más grande futbolista que parió España, el único jugador español nacido en España que ganó el Balón de Oro, eso mismo confesó sobre Messi.

Tiene, en estos momentos, 29 años. Aún le quedan los que él piense que le quedan. Nadie mejor que él lo sabe. Serán años que nos seguirá regalando sus grandes inventos, sus grandes creaciones, sus grandes asistencias, sus grandes regates, su grandes fintas, sus grandes goles y, eso sí, todo rodeado del encanto artístico de sus poemas y sus preciosas poesías. Algo que, ningún otro jugador en la historia de este deporte ha logrado realizar. Lo que me alegra, por él, por su club, y sobre todo por ser latino. Es una seña de identidad que honra su fútbol como honra a los otros grandísimos también poetas: Pelé, Maradona, Di Stéfano, Garrincha, y Johan Cruyff y el Kaiser Beckenbauer.

LAZARO CANDAL

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.